poesia

LÁPICES

Rompimos con nuestros lapiceros
las cadenas,
consumamos con poesía
esta agitación de plumas valientes,
reinventamos la atmósfera
con nuevos versos conversos,
verdes y benignos
como la hierba de aroma libertario
nacida en este valle
a menudo navegado por la niebla.

En su bondad húmeda nos encontramos
con las palabras intensas del río,
aguas claras de noches traviesas
y de días de un Sol
cautivo en las techumbres.

Concedámosnos permiso
para que sean nuestras arrugas
una cascada cierta de emociones,
atemos los dedos en un nudo libre,
seamos los amigos
de este trajín venturoso
en el otoño de los pies desnudos,
resbalemos ante la piedra
antes recorrida con nuestra voz,
con nuestros pasos simples.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *